Carretera al Purgatorio y una mirada dorada. Consuelo Núñez

En esta breve nota Consuelo Núñez resume su tesis  EL SILENCIO DEL DISCURSOCULTURAL EN LA NOVELA «CARRETERA AL PURGATORIO»

La tesis aun no publicada, está sostenida bajo la teoría semiótica del discurso (Discurso en acto) y a través de ésta me ocupo primero de identificar a lo que se enuncia, para luego ir desdoblando los significados de sus personajes como en un escenario donde es el lector quien se hace cargo a través de su mirada semiótica del paisaje por encima del relato.  Descubro como un pañuelo que se va desdoblando los niveles a través de los cuales aparece el discurso y el silencio del mismo.

 

El resultado no puede ser más apasionante, ya que descubro, ya no solo a los personajes sino al lector como actor, un lector que presta su corazón para conducirse propioceptivamente al significado de este forzado silencio que le oprime el pecho a lo largo de esta hermosa novela centrada en el Perú andino, sus diversos y ricos personajes.

 

Leer Carretera al Purgatorio fue para la tesista descubrir no solo la respuesta anhelada sobre sus inquietudes colegiales acerca de la Reforma Agraria en el Perú y que por años encontró desatendida entre los pocos productos literarios de la época.  Sino también, lo mejor, fue descubrir a un escritor tan andino como universal, culturalmente hablando.  El creador Zein Zorrilla es acaudalado en formación literaria, un Señor a quien saludo siempre con mis mejores votos para celebrar el amanecer andino de su novelística, con el mayor respeto y agradecimiento por extender hacia mi su mirada de padre, de amigo, con infinita generosidad.

 

Como la quelloticas (flores amarillas) del pueblo de mis padres, he elegido el seudónimo Zunila para firmar y brillar literariamente.  Quisiera celebrarlo con mi Padre el Dr. Edmundo Núñez Vásquez, azangarino, hijo de una arequipeña, fue también alcalde de Azángaro, quien dejó este mundo para vivir por siempre en mi recuerdo.  De hecho, la clave para entender la novela de Zeín Zorrilla, curiosamente comenzó para mi con encontrarme primero con el padre ausente, el primer personaje que identifiqué. Así, hoy veo que la ausencia de mi padre en mi vida parecía estar anunciada y que solo encontré consuelo, el mayor, al leer Carretera al Purgatorio.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s